martes, 29 de marzo de 2011

1886, muere en Caracas la negra Matea, encargada de la crianza de El Libertador.

Desde muy joven se fue a vivir al hato El Totumo en San Mateo propiedad de los Bolívar. Se encargó de los quehaceres de la hacienda. Fue la aya del niño Simón, lo cuidó, se ocupó de su crianza y educación.

Vivió toda su juventud en San Mateo, allí presenció el ataque de Boves y el sacrificio del capitán Ricaurte en 1814.

La gente se asombraba de su larga vida, estaba considerada una reliquia de antiguos tiempos. Cuando cumplió 103 años, el presidente Guzmán Blanco le hizo una invitación a asistir al Panteón Nacional, tras la muerte de Bolívar, para depositar una corona de flores ante su sarcófago. Esto lo hizo en medio de fuertes aclamaciones del pueblo.

Diez años después, el 29 de Marzo de 1886, muere en Caracas y sus restos reposan en la cripta de los Bolívar, en la capilla de la Santísima Trinidad, en la Catedral de Caracas.

2 comentarios:

  1. Wow' Es increible como Una Personsa Puede Vivir Tanto...Tal Ves Hizo muchas Cosas Buenas Por su Parte Pero,Gracias A Este Grandioso Libertador Hoy es Hoy c: Y gracias A Ella El estuvo EPD

    ResponderEliminar
  2. Verdaderamente agredeciada con la señora Matea,por los cuidados dados de su parte a nuestro Gran Libertador...Muchas gracias y Q.P.D.

    ResponderEliminar